El guardián entre el centeno, J D Salinger

El guardián entre el centeno, de JD Salinger, se publicó en el año 1951, también traducido como El cazador oculto, provocó una gran polémica por su lenguaje provocador y por retratar sin tapujos la sexualidad y la ansiedad adolescentes. En relación directa con la llamada Beat Generation norteamericana (Ginsberg, Kerouac y Burroughs), así como con los movimientos contraculturales que sacudieron Estados Unidos durante los años 50 y 60 del pasado siglo, El guardián entre el centeno ha sido desde su publicación un símbolo de la rebeldía y las dudas adolescentes para millones de lectores.

Escrito en primera persona, El guardián entre el centeno relata las experiencias de Holden Caulfield después de haber sido expulsado de Pencey Prep, su escuela anterior, en la ciudad de Nueva York. De sus muchas aventuras, se puede destacar la noche en la que bailó con tres mujeres que no le caían bien, cuando contrató una prostituta pero acabó arrepintiéndose y esta y su compinche le timaron y dieron una paliza de muerte, cuando salió con Sally y todo acabó mal, su encuentro nocturno con su hermanita Phoebe, etc..  El título del libro hace referencia a un poema que se explica en el libro, que trata sobre un “guardián entre el centeno” que evita que “los niños caigan en el precipicio”.

La temática está basada en los conflictos existenciales y sociales de un adolescente. Este adolescente en particular tiene una forma de ver el mundo sin filtro, no siente la necesidad de mentir o falsear para socializarse o sobrevivir, simplemente dice lo que piensa. Y lo dice con un lenguaje sarcástico y arrollador con el que no te cabe la menor duda de lo que quiere expresar. El protagonista, Holden Caulfield, es una persona de dieciséis años que tiene juicios y pensamientos típicos de su edad, pensamientos que aún son un tanto infantiles pero que va madurando y van cogiendo una consistencia adulta. Otros personajes destacables son Phoebe, su hermana pequeña, a la que Holden nombra continuamente y de la que tiene una gran concepción, Allie, su hermano pequeño que murió y al que también halaga continuamente igual que a D.B, su hermano mayor y escritor de cuentos infantiles que vive y trabaja en Hollywood. El personaje que, a mí opinión, es de los que sin duda más destaca es Ackley, este es sucio, tiene granos en la cara y es antihigiénico pero a pesar de lo fastidioso que es (descoloca sus pertenencias sin permiso, se corta las uñas de los pies en el suelo de su cuarto y, además, piensa que ser dos años mayor que Holden lo hace superior) Holden pasa bastante tiempo con él y es él quien le invita al cine con otro amigo suyo porque Ackley no tenía planes, quizá sea porque, detrás del cinismo de nuestro protagonista, este sea compasivo.

Para finalizar, quería recomendar este libro a todos, pero especialmente a todos los adolescentes. Es una forma nueva de ver tu propia situación muy bien relatada, de saborear la pálida sensación de que alguien te entienda. JD Salinger, con su maravilloso ingenio y su don de expresión escrita, ha logrado lo que muchos han intentado: presentar una obra que refleje la adolescencia y los pensamientos propios de esta etapa con un lenguaje desaliñado y adecuado a la historia que se cuenta.

Jimena Llobera Rosete, 2ºD Bach.

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s